Notas del 28 de abril de 2014

«Oaxaca, punta de lanza en reconocer a los pueblos afromexicanos: Arellanes«. Oaxaca, México.- Un punto de acuerdo a favor de la suscripción del Decenio Internacional de los Afrodescendientes por parte del Estado Mexicano, propuso el legislador del PT San Raymundo Jalpan, Oaxaca. Abril 27.- El diputado Rafael Armando Arellanes Caballero, del Partido del Trabajo (PT) en la LXII Legislatura del Estado, resaltó que en Oaxaca, la reforma Constitucional, mediante decreto número 2003, del 5 de junio de 2013, en la cual se da el reconocimiento a las comunidades afromexicanas, constituye un parteaguas. Ello, debido a que por primera vez, se admitió la existencia de ese sector importante en el país, ubicados principalmente en los estados de Guerrero, Oaxaca, Michoacán, Chiapas y Veracruz. Indicó que, el 2 de diciembre de 2012, la Organización para el Desarrollo Social y productivo de los Pueblos Indígenas y Comunidades Afrodescendientes –Socpinda, A.C.- en coordinación con el municipio de Santiago Tapextla, anunciaron públicamente que se constituyó como el primer municipio negro afromexicano de Oaxaca, por acuerdo de cabildo. (NSS)

«Campeche dará total certeza jurídica a los indígenas«. México.- El Congreso del Estado de Campeche incluirá en la Constitución Estatal los derechos humanos de los pueblos indígenas. Así, Campeche se convierte en la primera entidad del país en dar total certeza jurídica a los indígenas. «Garantizarles, no solamente mantener y conservar su cultura y sus tradiciones, sino que también sus derechos primordiales sean respetados por todos los órdenes de gobierno», explicó el diputado Edgar Hernández, presidente de la Junta de Gobierno del Congreso de Campeche. Los legisladores realizan consultas y foros en las 322 comunidades indígenas de la entidad para modificar las 23 disposiciones legales que hay actualmente. «Más que cumplir con una estadística de ser el primer estado de lograr que estas leyes que se están reformando y modificando realmente beneficien a nuestros pueblos y a nuestra población indígena», agregó el diputado Edgar Hernández. En Campeche hay 89 mil 84 indígenas, que representan el 13.2 por ciento de la población total. 71 mil 852 son mayas, les siguen los choles con 10 mil 412. (Televisa)

«Aumento significativo en escuelas indígenas». Baja California, México.- La matrícula en las escuelas indígenas del estado ha crecido en 521% entre 2007 y 2014, de acuerdo a la Secretaría de Educación Pública Estatal (SSPE). La secretaria María del Refugio Rodríguez Rubio detalló que hace siete años atendían a 523 menores, y ahora suman tres mil 248. Explicó que la matrícula se compone de los estudiantes que vienen por temporadas a los campos agrícolas con sus familias a San Quintín, Tijuana o el Valle de Mexicali. «Se tienen módulos en los campos agrícolas para que los niños no pierdan. Si se vinieron en los meses escolares ellos lleven aquí una continuidad de sus estudios», afirmó. (Sol de Tijuana)

«Indígenas oaxaqueñas de Santa Rosa, bordadoras de la identidad zapoteca». Oaxaca, México.- En esta comunidad zapoteca, 95 por ciento de sus 3 mil habitantes se dedica al bordado de vestidos típicos con hilos de seda que en gran parte son muy estimados en el extranjero. Es común ver en las calles a mujeres, hombres y muxes(homosexuales) con sus bastidores y telares. Elaborar un traje puede llevar meses y el precio oscila entre 12 y 15 mil pesos. Esta comunidad se ubica cerca de Juchitán, donde tejieron el vestido de cadenilla que llevó la escritora Elena Poniatowska cuando recibió el Premio Cervantes de Literatura, en España. El traje regional de tehuana –rojo con amarillo– que vistió la periodista fue un regalo de Griselda Castillejos Martínez, quien era presidenta del DIF en Juchitán, esposa del entonces edil Alberto Reyna Figueroa (2005-2007). A media hora de ahí está Santa Rosa de Lima, agencia municipal de San Blas Atempa; sus habitantes tejen a mano trajes regionales, que engalanan a la mujer istmeña en bodas, mayordomías, celebraciones sociales y velas (homenaje a un santo de la comunidad). (Jornada)

«Capulalpam, faro de medicina tradicional». Oaxaca, México.- Doña Florencia lleva a cabo una limpia con huevo, ramas y humo de copal, y luego “tira el susto” en el río para que se vaya todo lo malo, “porque el agua todo lo limpia”. Ella es una médica tradicional que heredó de sus ancestros el arte de sanar por medio de plantas, hierbas y flores. La ruda, la albahaca, el romero, la manzanilla, el toloache y las rosas son sus aliados en la realización de limpias y en la cura de “mal de ojo” o empacho. Entre el humo de copal y un fuerte olor a rosas, también emerge la figura de Alejandría, otra médica indígena que da masajes y aplica baños de temazcal. También es poseedora de un legado que dejaron sus abuelos y que le ha permitido curar a cientos de personas de enfermedades no sólo físicas sino espirituales. “Usamos las plantas medicinales dentro de un proceso de curación integral, el cual involucra la sanación del cuerpo y del espíritu. El uso de las plantas va acompañado de ritos y la búsqueda de las causas del desequilibrio que provoca la enfermedad”, explican. Ambas prestan sus servicios en el Centro de Desarrollo de Medicina Indígena Tradicional, ubicado en este municipio enclavado en la Sierra Juárez. (Noticias)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *